Adblock Plus, la extensión más popular de Firefox y de Chrome llega oficialmente a Google Play. Su aplicación oficial permite bloquear la publicidad molesta que nos aparece mientras navegamos en muchas páginas webs y en nuestro caso, en las aplicaciones que se sustentan económicamente por esa vía.
Aunque evidentemente la idea no es afectar el financiamiento de las aplicaciones de Android (gracias a la publicidad, muchas de ellas son gratuitas en vez de pagas), esta publicidad en las aplicaciones consume memoria y megas de nuestro plan de navegación. La idea es entonces, evitar estas consecuencias indeseadas de un método de generar dinero de las aplicaciones y que evidentemente deberá modernizarse para que siga siendo efectivo sin afectar otras áreas de los usuarios.
Si nuestro dispositivo está rooteado nos bloqueará la publicidad tanto si navegamos con conexión WiFi o a través de datos. Si no está rooteado lo hará solo por WiFi. Además, si nuestro dispositivo lleva Android 2.1, 2.2, 2.3 o 3.0 habrá que configurar un proxy manualmente. A partir de Android 3.1 se configura todo automáticamente.